DOS PROCESOS POR DESASTRES ECOLÓGICOS

BP paga la histórica cifra de 3.500 millones por el vertido de EEUU

La petrolera admite negligencia en el accidente del 2010

IDOYA NOAIN
NUEVA YORK
 
BP entró en los anales de los desastres ecológicos de Estados Unidos en el 2010 con el peor vertido de la historia del país, casi cinco millones de barriles de crudo que contaminaron las aguas del golfo de México. Ayer, la petrolera británica entró en los anales judiciales al anunciar un pacto con el Gobierno estadounidenses por el que pagará 4.500 millones de dólares en los próximos cinco años (3.520 millones de euros).
La firma pagará 1.260 millones de dólares en concepto de multas, rozando el anterior récord de 1.300 millones que pagó la farmacéutica Pfizer en el 2009 por un fraude en el mercadeo de un medicamento analgésico. Casi 2.400 millones irán en el próximo lustro a la Fundación Nacional de Vida Salvaje y Marina y 350 millones a la Academia Nacional de Ciencias. Además la SEC, el equivalente estadounidense a la Comisión Nacional del Mercado de Valores, recibirá 525 millones en tres años.
El consejero delegado de BP, Bob Dudley, pidió ayer en un comunicado «disculpas» por el papel en el accidente de la compañía, que aún enfrenta procesos civiles de los gobiernos federal y estatales y de particulares. Las violaciones de la ley de agua limpia pueden costarle todavía hasta 21.000 millones de dólares. Con el acuerdo, no obstante, cierra el proceso criminal admitiendo su responsabilidad en 14 cargos.

OBSTRUCCIÓN A LA JUSTICIA / Estos incluyen 11 por delito de conducta inapropiada o neglicencia relacionados con la muerte de 11 personas en la explosión de la plataforma Deepwater Horizon, a 80 kilómetros de las costas de Nueva Orleans. Dos empleados de la petrolera pueden enfrentar cargos de homicidio por estos delitos. BP también ha reconocido el delito de obstrucción a la justicia por haber mentido sobre la cantidad de crudo vertido. El grupo británico ya había acordado indemnizar con 7.500 millones de dólares a la víctimas de la marea negra.